Cadena metálica para la cintura dorada
  • Cadena metálica para la cintura dorada
  • Cadena metálica para la cintura dorada
  • Cadena metálica para la cintura dorada

Cadenas para la cintura metálicas

39,95 €
Impuestos incluidos
Últimas unidades en stock

Características Destacadas:

❤️ Diseño inspirado en las sensuales bailarinas de los cabarets neoyorquinos, donde la seducción está presente en todo detalle.

❤️ Combínalo con un look de noche, lencería, o, simplemente, con tu piel.

❤️ ¡100% Ajustables! Las cadenas de este complemento son ajustables.

❤️ ¡Juega sin problemas! No contiene níquel por lo que no causa reacciones alérgicas.

❤️ ¡Conjunto de escándalo! Usa tu complemento Magnifique con tu lencería más sexy o tus pezoneras favoritas. 

❤️ ¡Más usos! Prueba este complemento como un fantástico cinturón o como un sugerente sostén de cadenas doradas.

❤️ ¿Jugamos? El aspecto elegante de nuestros complementos engañan, conviértelos en los instrumentos ideales en tus momentos de pasión.

Cantidad

  • Pedidos por Teléfono: 931.447.987
    Pedidos por Teléfono: 931.447.987
  • Por WhatsApp: 615.095.769
    Por WhatsApp: 615.095.769

Pequeñas cadenas doradas que despiertan la imaginación de quien las lleva y las mira.

Un complemento que añade un toque sensual a tu look, descubre fantasías secretas y despierta al deseo. ¡La seducción está presente en todo detalle!

¿Cómo se usa?

Me dijeron que debía divertirme más, así que decidí que lo mío serían los juegos.

Era la ocasión perfecta para lucir mi Magnifique. Teníamos entradas para el teatro, así que elegí un conjunto elegante y sexy. Me vestí con mi mono largo y añadí un toque sensual con Magnifique en mi cintura. Cuando salí de la habitación me miró embelesado, sabía que iba a gustarle. No paraba de mirar como se movían las cadenas en mi cintura.Aunque los dos queríamos pasar del teatro y quedarnos en nuestra habitación, dejamos que el juego continuara. La obra nos gustó, pero una parte de nosotros no paraba de imaginarse lo que iba a ocurrir a continuación.  Al llegar a casa, empezó a besarme, desabrochó mi mono, pero dejó a Magnifique en mi cintura, ¡quedaba tan bien con mi lenceria!. Mientras yo iba desabrochando uno a uno los botones de su camisa, él me aseguró que lo único que quería verme puesto eran las cadenas doradas en mi cintura, y es lo único que lleve el resto de la noche...

0184

No te pierdas

Opiniones